Sorprendentes tratamientos de belleza con bicarbonato

TRUCOS CASEROS

belleza bicarbonato Te contamos cómo usar el bicarbonato en tus tratamientos de belleza.

El bicarbonato de sodio es un elemento que suele estar en los hogares y para el que se conocen muchas aplicaciones medicinales. Pero poca gente sabe lo útil que puede llegar a ser también para los tratamientos de belleza. Gracias a sus múltiples propiedades, el bicarbonato puede ayudarnos a tener un rostro más limpio y bonito y una piel más sana y cuidada. Estos tratamientos de belleza con bicarbonato de sodio son muy sencillos de preparar y muy económicos, así que toma nota de lo que puedes hacer en casa con este producto.

A continuación te hablaremos de los tratamientos de belleza con bicarbonato de sodio más prácticos, los cuales te puedes aplicar tú misma en casa para obtener increíbles resultados. Aunque cada vez existan más productos cosméticos en el mercado, a veces merece la pena descubrir los sorprendentes beneficios de los remedios caseros.

Exfoliante. Exfoliar la piel una vez cada dos semanas nos ayuda a eliminar la piel muerta y conseguir una piel regenerada y mucho más suave y luminosa. Existen muchos productos y mascarillas que puedes utilizar para exfoliar tu piel, pero hoy queremos recomendarte que pruebes a utilizar el bicarbonato de sodio con este fin. Además de tres cucharadas de bicarbonato de sodio, solo necesitas una cucharada de agua y una de harina de avena. Mezcla los tres ingredientes hasta lograr una pasta y ya tendrás tu exfoliante. Frota bien tu piel con ella haciendo movimientos circulares y masajeando ligeramente con tus dedos. Así eliminarás mejor todas las células muertas y limpiarás tu piel a fondo. Cuando acabes de aplicarla en toda la piel, ya puedes enjuagar la pasta con agua tibia hasta que tu piel quedé completamente limpia. Exfolia tu piel cada dos semanas o una vez a la semana como mucho.

belleza bicarbonato

Para unas uñas más limpias. Si antes de hacerte la manicura aplicas un poco de bicarbonato en tus uñas, estas se verán mucho más blancas y bonitas. La mejor forma de hacerlo es poner un poco de bicarbonato en un cepillo pequeño para uñas y frotarlas bien para eliminar toda la suciedad. Asegúrate de limpiar la zona de debajo de las uñas y también las cutículas para que queden brillantes y blancas. Después, mezcla un poco de bicarbonato con agua y masajea tus uñas y tus dedos con la pasta para que un mejor resultado. Cuando termines, ya puedes lavar bien tus manos y pasar a la manicura. Obtendrás un resultado mucho más profesional.

Para los callos y durezas de los pies. Para realizar este tratamiento completo deberás seguir dos pasos. Si tienes esas durezas que se niegan a desaparecer y que te empiezan a molestar, es el momento de tratarlas. El primer paso consiste en mezclar dos cucharadas de bicarbonato en un recipiente con agua tibia y añadirle unas gotitas de aceite de lavanda. Sumerge tus pies para que se ablanden poco a poco las durezas. Después de haber enjuagado tus pies con agua limpia, mezcla a partes iguales agua y azúcar moreno y aplícala sobre tus durezas. Luego enjuaga la zona y aplica crema hidratante.

belleza bicarbonato

Para unos dientes más blancos. Como verás, los usos del bicarbonato son infinitos. Si quieres unos dientes más blancos, también puedes frotarlos con bicarbonato antes de cepillarlos con tu pasta de dientes habitual.

Para un pelo más limpio. El bicarbonato tiene tantas propiedades que podemos utilizarlo para otros tratamientos además de los de la piel. Por ejemplo, para eliminar toda la suciedad que se acumula en el pelo y en el cuero cabelludo debido al uso de productos químicos de peluquería. A veces no basta con un simple lavado de champú y, de vez en cuando, conviene limpiar el cabello en profundidad. Para ello, mezcla un cuarto de bicarbonato de sodio con la cantidad de champú habitual que suelas utilizar y lava bien tu pelo con la mezcla. Después enjuágalo como de costumbre. Tu cabello quedará más limpio y brillante que nunca.

belleza bicarbonato

Contra el acné. El acné es un problema muy común que trae de cabeza a jóvenes y mayores. Si ya lo has probado todo y no consigues deshacerte de esos granitos, puedes probar este remedio con bicarbonato. Solo tienes que mezclar el bicarbonato con un poco de agua para hacer un pasta y aplicarla en los granitos que quieras curar. Esto secará el acné y hará que se cure y que desaparezca en menos tiempo.

Estos tratamientos de belleza con bicarbonato te ayudarán a estar más guapa y a tener un mejor aspecto, y todo de la manera más sencilla. ¿Los probarás?

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

16 votos

Noticias relacionadas