Kim Kardashian está teniendo un embarazo muy complicado

El embarazo de Kim Kardashian, que está esperando una niña no está siendo un lecho de rosas, precisamente, pues está siendo de lo más complicado. Sin ir más lejos, la celebrity tuvo que ser ingresada la semana pasada por unos fuertes dolores, que la hizo acudir de manera inmediata al hospital.

Y era normal que su embarazo le terminara pasando factura pues ella piensa que puede seguir manteniendo el mismo ritmo de trabajo y de vida agitada, y cariño, no, te tienes que cuidar un poquito más, porque tienes a una persona naciendo dentro de tu ser… Además, una de las cosas que más miedo le da es engordar demasiado durante el embarazo, por lo que está haciendo ejercicio a toda máquina para no engordar ni un gramo de más. 

Por todo esto, y teniendo un ritmo de vida tan agitado, Kim Kardashian tuvo que ser hospitalizada y ahora tendrá que aminorar el trabajo si desea que su embarazo se desarrolle más tranquilo y en las mejores condiciones. 

 

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

20 votos

Noticias relacionadas
load