barra head

9 reglas de educación que toda señorita debe conocer

CONOCE LAS 9 NORMAS DE EDUCACIÓN QUE DEBERÁS PONER EN PRÁCTICA SI ERES UNA VERDADERA DAMA

En el pasado, había reglas estrictas de etiqueta que la gente debía seguir. Pero en la sociedad moderna, estas líneas se han desdibujado, y las reglas de comportamiento han cambiado. Pero aún así, hay algunos detalles que debes tener en cuenta si quieres mostrarte femenina y protocolaria.

En Estarguapas estamos convencid@s de que los buenos modales no son sólo para las reinas y princesas. Y hay ciertos trucos relacionados con la apariencia, el comportamiento e incluso los mensajes de texto que te ayudarán a quedar mucho mejor de cara a la galería.

1-. No te inclines hacia atrás en tu silla.  

Si una dama se sienta en una mesa, se supone que debe sentarse en medio de la silla. Es muy importante dejar algo de espacio entre la silla y su espalda. Esta posición del cuerpo corresponde a la llamada postura de la duquesa. Debes sentarte recta pero libremente, y el espacio entre tu cuerpo y el borde de la mesa debe ser igual a la distancia entre tu muñeca y la punta de tus dedos. Además, una dama puede ser vista por su postura, si se apoya en el respaldo de la silla todo el tiempo, puede olvidarse de una espalda recta.

2-. No tengas miedo del trabajo.      

Una verdadera dama nunca evita el trabajo físico. Por ejemplo, en tiempos de guerra, las grandes duquesas y emperatrices trabajaban como hermanas de la misericordia en los hospitales. Así, la Gran Duquesa, Elena Pavlovna, visitaba los hospitales todos los días e incluso vendaba sus heridas ella misma. En los tiempos modernos una verdadera dama no tiene que tener miedo al trabajo.

3-. Sigue las reglas de maquillaje.      

La sombra de ojos oscuros y el lápiz labial rojo son una combinación que nunca verás en el rostro de una verdadera dama. Es posible usar estos productos de belleza por separado para que sólo tengas un acento en tu cara. Sólo fíjate en el maquillaje que los miembros de la familia real usan, verdad que concuerda con esta afirmación???

4-. Respétate a ti mismo y a tu tiempo.      

Si llega visita a casa sin avisar, puedes permitirte recibirlos en bata de baño y rulos. También te aconsejamos que tomes prestado este truco que usó una dama británica. Cuando aparecían visitantes no invitados en la puerta de su casa, siempre llevaba zapatos, se ponía un sombrero y cogía un paraguas. Si estaba contenta de ver a los visitantes, decía: "¡Ah, qué suerte, acabo de volver a casa!" Y si no, exclamaba: "¡Ah, qué pena que tenga que irme!"

5-. No pongas tu teléfono sobre la mesa.  

Una dama moderna no pone su teléfono en la mesa cuando está en un lugar público, como un café o un restaurante. No prestará demasiada atención a este aparato. Además, es obvio para ella que la información de su smartphone es parte de su vida privada y es mejor esconderla de los extraños.

6-. Conoce las reglas de la correspondencia.  

Los tiempos han cambiado gracias a la tecnología, por lo que han aparecido reglas especiales para los mensajes de texto. Las damas no deben contestar sus mensajes de inmediato por dos razones. Primero, para que la persona con la que habla sepa que puede tener otras cosas personales que hacer, que no le permiten contestar de inmediato. Y en segundo lugar, ella sabe que es apropiado llamar a una persona si quieres informarle sobre algo urgente. Pero no pospondrá su respuesta más de 20 minutos, por respeto a la persona que le está enviando el mensaje.

7-. No mantengas las manos en la cintura.

Posar mientras se mantienen las manos en las caderas es raramente la pose que elige una dama. Por supuesto, todos nos enfrentamos a una situación común en la que simplemente no hay lugar para poner las manos. Pero en este caso, es mejor mantener las manos frente al cuerpo, así la posición del cuerpo corresponderá a las reglas de etiqueta.

8-. Usar palabras de apreciación con moderación.      

Aunque pueda parecer que una mujer con una buena educación debería literalmente comunicar gratitud y decir constantemente frases de aprecio, esto no es cierto. Es mejor no abusar de palabras como "gracias" y "por favor". De lo contrario, su significado simplemente se depreciará y no se le dará valor.

9-. No te des la vuelta si una persona no te llama por tu nombre    

Una mujer educada nunca se dará la vuelta después de oír "¡Hey!" en la calle. Esta exclamación vulgar es una forma impersonal de apelación de un extraño a otro, y es completamente inapropiada según las reglas de la etiqueta. Este tipo de diálogo debe comenzar con palabras neutrales como "lo siento" o "perdón".

¿Qué otras reglas incluiría en nuestra lista? Cuéntanos que estarem@s encantados de conocer algunas más!!!

Noticias relacionadas
load